[Carlos G. Maldonado]

¿Bolivia hacia el cerco oscuro?


 

El aislamiento internacional de nuestro país en materia comercial es acusado por expertos críticos, ex ministros de Estado que advierten y pronostican un inminente receso económico por una lapidaria y total ausencia de políticas e iniciativas de apertura hacía el bloque económico europeo (UE). Ellos visualizan ese problema en una “etapa que podría constituirse en la 4ta. revolución industrial”, pero deplorablemente advierten una cadena de ambigüedades y despropósitos irracionales por parte de la actual “administración” gubernamental, no obstante nuestra actual desaceleración económica, desplome del precio del crudo, etc., contenidos, asimismo, en el informe IBCE sobre el descenso del valor de las exportaciones.

Todos esos factores son adversos al interés económico del país, pero hoy los “administradores” se basan en discursos y entelequias anteriores al muro de Berlín, acusando de nuestra realidad al “cruel y diabólico binomio capitalismo e imperialismo”.

Recordemos el informe puntual de Coyuntura 108, emitido por la fundación Milenio, afirmando que Bolivia es uno de los que menos ha invertido en comparación con los ingresos que ha recibido por el aumento del valor de las exportaciones; así como menciona el abandono y renuncia al Acuerdo de Libre Comercio (ATPDEA) con EEUU, desperdiciando preferencias arancelarias que estaban en práctica tiempo atrás. La intención, asimismo, de denunciar el Tratado de Viena, junto a la amenaza de revisión de los tratados y convenios bilaterales de protección de inversiones suscritos con 24 países, imponiendo por nuestra parte “condiciones”. Finalmente está el retiro anunciado del CIADI (Centro internacional de inversiones), encargado de regular las inversiones entre estados nacionales.

Como conclusión de la etapa señalada, recordemos la injusta y agresiva expulsión de una agencia de convenio internacional multilateral de EEUU, no obstante sus labores de medio siglo de trabajo social y educación en nuestro país, sin brindarle ninguna consideración y/o agradecimiento pertinente, en el marco del patético y conmovedor discurso de “rescate de nuestra dignidad y orgullo”.

Hoy, como corolario exasperante de lo anterior, nos encontramos inhibidos del reciente acuerdo transpacífico de cooperación económica, en el cual participan empresas de Argentina, Chile y Perú en el marco de la Aladi (Asociación Latina de Integración), que busca principalmente rebajar las barreras comerciales y eliminación de aranceles no solo en el ámbito económico y comercial, sino estableciendo asimismo un marco común de propiedad intelectual, mejorando los estándares del derecho del trabajo y ambiental mediante un mecanismo de arbitraje de diferencias, en este último ámbito de materia social y derechos humanos. Recordemos también el distanciamiento de Bolivia de la CIDH por el caso Chaparina (Tipnis).

Todo el desatino señalado anteriormente nos lleva hoy a experimentar una suerte de aislamiento e incomunicación, al no admitir tácitamente que somos parte de la comunidad internacional.

Felipe Tredinnick Abasto, compatriota nuestro, experto en derecho internacional y miembro de la delegación boliviana en varios periodos de sesiones de las NNUU, señalaba en vida que Bolivia es el centro en el cual convergen las vinculaciones internacionales y nexo de unión o paso obligado entre ambos océanos, influyendo definitivamente en el equilibrio de las relaciones internacionales políticas y comerciales de toda la región. Aconsejaba, asimismo, a nuestros gobiernos la formación de la llamada “conciencia internacional”, como parte de su formación cívica pedagógica.

Una frase de la proclama de la Junta Tuitiva, de Pedro Domingo Murillo, citaba el internacionalista Tredinnick en el prefacio de su Curso de Derecho Internacional Público y Relaciones internacionales, por su fervoroso deseo de que se admita y comprenda que somos parte de una comunidad internacional, aceptando definitivamente esa coexistencia. Tal frase era: “hasta aquí hemos tolerado una especie de destierro en el seno mismo de nuestra Patria…”.

El autor es abogado.

Blog: http //conceptos jurídicosblog.blogspot.com

TITULARES

 
Revistas

Usurpado el 7 de octubre de 1970, por defender
la libertad y la justicia.
Reinició sus ediciones el primero de septiembre de 1971.

EL DIARIO
Decano de la Prensa Nacional
Miembro de la Sociedad Interamericana de Prensa y la Asociación Nacional de Prensa.

Dirección:

Antonio Carrasco Guzmán
Presidente del Consejo de Administración

Jorge Carrasco Guzmán
Gerente General

Rodrigo Ticona Espinoza
Jefe de Redacción

"La prensa hace luz en las tinieblas
y todo cuanto existe de progreso en el mundo
se debe a su inagotable labor"...

JOSÉ CARRASCO


Publicidad
Portada de HOY

JPG (738 Kb)      |       PDF (332 Kb)



Caricatura


Sociales

ASOBAN TIENE NUEVO DIRECTORIO

Franco Urquidi, Ronald Gutiérrez, Alberto Valdés y Antonio Valda.