FIC lucha contra el tabaquismo

25% de la población boliviana consume tabaco una vez al año


 

En Bolivia, el 250% de la población boliviana consume tabaco una vez al año. La edad de inicio, según datos de la Secretaría de Coordinación del Consejo Nacional Contra el Tráfico Ilícito de Drogas (Conaltid), es de 17 años. Por ello, la Fundación Interamericana del Corazón en Bolivia (FIC) inició su lucha contra el tabaquismo.

La representante de la Fundación Interamericana del Corazón en Bolivia, Alejandra Garrón, informó a EL DIARIO, que según datos oficiales del Ministerio de Salud, debido al consumo y la exposición al humo del tabaco, cada día mueren en Bolivia 12 personas, lo que significa 4.380 fallecimientos al año por esta causa.

UNA ALIANZA

La Fundación Interamericana del Corazón en Bolivia, en alianza con el Servicio Departamental de Salud (Sedes La Paz), el Instituto Nacional del Tórax y Global Bridges, informó que busca desarrollar capacidades en el personal de salud de los hospitales de 1er, 2do y 3er nivel de atención médica del área pública y de la seguridad social para que los fumadores abandonen el hábito del consumo del tabaco.

“El objetivo es capacitar a todos los profesionales en salud en cesación tabáquica, es decir, que los fumadores encuentren ayuda para abandonar el consumo del tabaco El consumo de tabaco entre los jóvenes, se produce cada vez más a temprana edad. En los establecimientos de salud, además de promover el registro obligatorio del hábito tabáquico en la historia clínica de cada paciente, promover el consejo breve para dejar de fumar a todos los pacientes fumadores”, dijo Garrón.

En criterio de la representante, en los niveles primario de atención se deben promover ambientes libres del humo del tabaco en todas las dependencias de los establecimientos de salud, como campañas de persuasión para la población en general.

ENFERMEDADES NO TRANSMISIBLES (ENT)

En nuestro país el tabaquismo posee una doble carga al ser enfermedad (de adicción) y principal factor de riesgo de las Enfermedades No Transmisibles (ENT). Actualmente las ENT en el país representan más del 57% de todas las muertes (enfermedades cardiovasculares, incluida la hipertensión, el cáncer, enfermedades respiratorias crónicas y la diabetes).

Además, la epidemiología del tabaquismo en nuestro país tiene mucha relación con distintas patologías como enfermedades respiratorias cardíovasculares, varios tipos de cáncer (pulmón, mama, recto, estómago, páncreas, cuello uterino, boca, laringe, esófago, lengua, entre otros) y en el embarazo, abortos espontáneos, complicaciones en el desarrollo del bebé y otros.

DATOS ALARMANTES

La Organización Mundial de la Salud estima que 6 millones de personas mueren por año en el mundo por este mal, y esta cifra está aumentando, lo correcto y la buena decisión por parte de los fumadores es dejar de fumar.

En Bolivia, se estima que el tabaquismo mata a 12 bolivianos y bolivianas al día por enfermedades directamente relacionadas a su consumo, lo que representa más de 4.000 muertes prevenibles al año. La edad de inicio de consumo es de 17 años de edad y la tendencia de prevalencia es ascendente y cada vez afecta a población más joven, especialmente niños (Radiografía del tabaquismo 2013- Instituto de Efectividad Clínica y Sanitaria, y la Universidad Mayor de San Andrés UMSA).

Por lo tanto, según Garrón, si los esfuerzos de todos los involucrados en la lucha contra el tabaco y logrando capacitaciones al personal de salud como parte de su trabajo diario, “se podrían salvar miles de vidas a un costo muy bajo”.

El Ministerio de Salud está trabajando para propiciar el desarrollo de una Estrategia Nacional de Cesación que considere las medidas más efectivas y asequibles para su población. Que junto con los programas de capacitación para profesionales de salud en brindar ayuda para dejar de fumar son medidas costo-efectivas que salvan la salud y la vida de fumadores y las personas que lo rodeen además de ahorren dinero al País.

SONDEO DE OPINIÓN

Ricardo Irusta (16 años):

“Comencé a fumar como casi todo el mundo, con mis amigos. Los primeros cigarrillos me parecieron desagradables, pero ahora fumo tres cigarrillos al día, le he tomado aprecio, además siento que el fumar me hace más masculino y el cigarro facilita mi comunicación con los demás, me siento que comparto con ellos. Mis padres constantemente me reprochan pero yo sé que no me pasará nada”.

Carmen Bravo Quisberth (17 años):

“Yo no fumo de forma constante, pero ocasionalmente lo hago en algún acontecimiento social o cuando tengo frío, sé que el tabaco me hace mucho daño, pero creo que a veces es necesario. Conozco a muchos amigos que iniciaron su vida fumando a los 15 años, pero yo no le veo mal, conozco también que ocasiona cáncer en la garganta o pulmón pero eso creo que es en casos extremos, yo no soy así”.

Bryan Suxo (42 años):

“Me avergüenzo de ser fumador, ahora he notado que me perjudico y puedo perjudicar a los demás. He perdido un cierto grado de libertad me cuesta tener una relación en torno a la sociedad actual porque a la media hora tengo que salir a fumar, reconozco que a mucha gente de mi entorno le perjudica mi humo y he tenido varios conflictos, pero no puedo evitar fumar. Pese a ser parte del sistema de salud, me rehúso a pensar que el afectado clínicamente con un problema médico puedo ser yo”.

Ana Libertad (35 años):

“Yo trabajo haciendo limpieza en una casa, pero tengo un problema muy serio y que me preocupa mucho. Mi jefe por día fuma una cajetilla de cigarrillos, antes iba a comprar un boliviano ahora él se compra un paquete de muchas cajas, y cuando fuma contamina toda la casa y eso no me gusta, la ropa está impregnada y lo veo enfermo porque no es como antes, pero yo quisiera que hagan normas para prohibir el cigarro en Bolivia”.

 
Revistas
Publicidad
Portada de HOY

JPG (803 Kb)      |       PDF (356 Kb)



Cotizaciones
1 Dólar:6.96 Bs.
1 Euro:7.45 Bs.
1 UFV:2.09968 Bs.

Publicidad