Cambiar para poder pensar

Hugo Muñoz Arévalo

 

Todos, por lo menos una vez en nuestra vida, hemos experimentado una sensación de fatiga mental que impide gestionar los pensamientos y lleva a tomar malas decisiones. Esto luego desemboca en pensamientos negativos e incluso puede acabar en depresión.

El psicólogo Carlos Guillermo Mahecha entiende el cansancio mental y emocional como un síndrome cuyas causas no están del todo esclarecidas, aunque opina que es consecuencia del estrés asociado al trabajo intensivo o a muchas horas de trabajo y pocas de descanso. Sin embargo, este problema no se reduce solo al ámbito laboral y puede estar causado por el simple hecho de dar vueltas a una misma idea en nuestra cabeza. Algo natural en el ser humano, que puede llegar a generar más de 50.000 pensamientos al día, de los que la mayoría serán repeticiones mecánicas referidas al pasado. Es entonces cuando se debe intentar dejar atrás el pasado y no pensar en tiempos condicionales acerca de este. Hay que evitar el pensamiento de “qué hubiera pasado si…”.

Es importante mirar hacia el presente porque, cuando se tiene todo planeado de antemano, el futuro se puede torcer. Esto no quiere decir que sea malo hacer planes o seguir un itinerario, ya que estos dos puntos aportan claridad y generan calma y relajación si discurren como estaba previsto. Pero el fracaso de lo planeado suele provocar que algunas personas fuercen su idea mientras esperan un resultado que nunca llega, lo que puede producir cansancio mental. De ahí la importancia de introducir dinamismo en nuestro pensamiento. Hay que ser capaz de ver que si algo no funciona debe cambiarse.

Sin embargo, la mejor forma de acabar con todo este cansancio y fatiga emocional, es a través de pensamientos positivos y creativos que ayuden a solucionar los problemas en lugar de resignarse. Cuenta Joachim de Posada, autor del libro “Don’t eat the marshmallow… yet”, que mientras se encontraba en una conferencia en Puerto Rico, conoció a un hombre llamado Víctor Hansen, que le propuso escribir una historia para un libro que llevaba con otro socio y que se iba a titular Chicken soup for the soul, o “Sopa de pollo para el alma”. Aunque de Posada le prometió mandarle la historia, decidió dejar de lado la idea porque veía el título del libro muy ridículo. Joachim acabaría arrepentido, ya que los autores del libro, Jack Canfield y Mark Víctor Hansen, lejos de resignarse, lograron publicar su obra en una pequeña editorial. Y el libro, al que no se auguraba ningún éxito, reportó a sus autores más de un millón de dólares tras los tres primeros meses de ventas.

Por eso uno no puede forzar su mente a seguir un único plan si queremos resistirnos a la enfermedad que es la fatiga y el agotamiento emocional o mental. Como dijo Groucho Marx: “Estos son mis principios. Si no le gustan, tengo otros.”

El autor es periodista.

ccs@solidarios.org.es

TITULARES

 
Revistas

Usurpado el 7 de octubre de 1970, por defender
la libertad y la justicia.
Reinició sus ediciones el primero de septiembre de 1971.

EL DIARIO
Decano de la Prensa Nacional
Miembro de la Sociedad Interamericana de Prensa y la Asociación Nacional de Prensa.

Dirección:

Antonio Carrasco Guzmán
Presidente del Consejo de Administración

Jorge Carrasco Guzmán
Gerente General

Rodrigo Ticona Espinoza
Jefe de Redacción

"La prensa hace luz en las tinieblas
y todo cuanto existe de progreso en el mundo
se debe a su inagotable labor"...

JOSÉ CARRASCO


Publicidad
Portada de HOY

JPG (955 Kb)      |       PDF (478 Kb)



Caricatura


Sociales

VI ENCUENTRO GENERACIONAL DEL CLUB DEL LIBRO PRÓCER PEDRO D. MURILLO

René Villegas, Amparo Loayza, Luis Beltrán, Martha Bailey y Blanca Rodríguez.