[José Alberto Diez de Medina]

Acerca del general José Ramón de Loayza


 

El general José Ramón de Loayza combatió por la causa libertaria en la guerra de la independencia, sin embargo después cometió errores que le valieron su retiro del ejército, ignominiosamente.

Hijo de un español, José Miguel de Loayza, y de María Gertrudes Pacheco Salgado, nació en la ciudad de La Paz el 26 de julio de 1751. A sus 30 años contrajo matrimonio con Magdalena Arecurenga.

Durante la sublevación de Túpac Katari, ante su cerco a la ciudad de La Paz en l781, la ciudad estuvo defendida por milicias regulares, organizadas por el brigadier Sebastián Segurola. Entre sus jóvenes oficiales se encontraba el recién nombrado capitán de la compañía de fusileros, Ramón Loayza, quien combatió hasta la pacificación del levantamiento indígena.

Heredero de una gran fortuna, Loayza fue el que más contribuyó al éxito de la revolución paceña, el 16 de julio de 1809. En 1810 fue nombrado Alcalde de la ciudad de La Paz, contribuyendo a la construcción de la cárcel, y mandando edificar a su costa el hospital de mujeres.

El 16 de noviembre firmó el acta de subordinación a la Junta de Buenos Aires. Después de la batalla de Ayacucho, el mariscal Antonio José de Sucre lo aceptó en las filas de la nueva República, con el grado de coronel, en 1826.

En el año 1828, no se sabe qué motivos influyeron en él para ser parte de la invasión del general peruano Agustín Gamarra a Bolivia, siendo parte del complot del nefasto pacto de Piquiza. El general Loayza fue uno de los beneficiados, con la confianza del mariscal Sucre. Aun con ese voto de confianza, transigió con el invasor, siendo parte del tratado.

Al ocupar el ejército peruano la ciudad de La Paz, el general Loayza, apoyado por el invasor, depuso al prefecto Baltazar Alquiza, destituyendo a las autoridades, creó un gobierno, formando el nuevo estado de La Paz, llamándolo “Alto Perú”, rechazando el nombre de Bolivia. Parece ser que por instrucciones el general peruano Agustín Gamarra, debía separarse el Departamento de La Paz, y ser agregado al Perú.

La Asamblea Nacional reunida en Chuquisaca el año 1828, adicta al general Gamarra, como consecuencia de la renuncia del mariscal Sucre, nombró al general Pedro Blanco como Presidente, sin embargo, estando ausente éste, se hizo cargo interinamente el general Loayza en su calidad de Vicepresidente.

Tanto Pedro Blanco como Ramón Loayza fueron instrumentos del invasor Gamarra. A los once días del nombramiento de Loayza, llegó el general Blanco, haciéndose cargo de la presidencia de la República.

El 31 de diciembre ambos personajes fueron apresados por las avanzadas de las fuerzas bolivianas, de Ballivián, Armaza y Vera. Blanco fue llevado a una celda de La Recoleta; Blanco fue asesinado por sus guardias, y Loayza fue perdonado, siendo liberado por su avanzada edad y sus escasos prestigios, no significando algún peligro.

El gobierno del mariscal Andrés de Santa Cruz rehabilitó a Loayza en su vida pública, siendo nombrado diputado por La Paz. Murió a sus 88 años, encerrado en su hacienda de Maca Maca, situada en la quebrada de Caracato.

Hombre de mucho dinero, legó su fortuna al hospital de mujeres, que había creado años antes. Siendo muy filantrópico y humanitario, La Paz lo reconoció como tal.

Sociedad Bolivariana de Bolivia, fundada en l926.

TITULARES

 
Revistas

Usurpado el 7 de octubre de 1970, por defender
la libertad y la justicia.
Reinició sus ediciones el primero de septiembre de 1971.

EL DIARIO
Decano de la Prensa Nacional
Miembro de la Sociedad Interamericana de Prensa y la Asociación Nacional de Prensa.

Dirección:

Antonio Carrasco Guzmán
Presidente del Consejo de Administración

Jorge Carrasco Guzmán
Gerente General

Rodrigo Ticona Espinoza
Jefe de Redacción

"La prensa hace luz en las tinieblas
y todo cuanto existe de progreso en el mundo
se debe a su inagotable labor"...

JOSÉ CARRASCO


Publicidad
Portada de HOY

JPG (755 Kb)      |       PDF (378 Kb)



Caricatura


Sociales

SEPTUAGÉSIMO ANIVERSARIO DE LA ORGANIZACIÓN DE NACIONES UNIDAS

Los jefes de misiones diplomáticas atentos al discurso de Mauricio Ramírez.

FESTIVAL DE PRODUCTOS EN KETAL

William Saire y Emir Rivas Encinas.