[Manfredo Kempff]

El tercer período


 

Guste o no guste, protestemos o no, el hecho es que S.E. ha inaugurado el jueves pasado su tercer período presidencial, donde quedó patente -pero ignorado por los oficialistas- el carácter inconstitucional de una re-reelección que no contempla la Carta Magna. Sabemos que para este tercer mandato se violó tramposamente la “disposición transitoria primera” de la Constitución, pero en una democracia como la boliviana violar las leyes es pan cotidiano a lo que el Gobierno no parece dar la menor importancia. Ya vendrán los juicios de responsabilidades en su momento, dentro de uno, dos, cinco o veinte años. De eso nadie se escapa.

Pero, en fin, S.E. inicia un nuevo período y esa es la realidad. Una gestión que no será tan fácil como las dos anteriores porque probablemente no haya tanto dinero disponible en las arcas del Estado como para que continúe el despilfarro, cuyo paradigma es el satélite chino que costó 300 millones de dólares y que nadie sabe para qué sirve y ni siquiera si continúa en órbita terrestre o lunar. Ese no es sino un pequeño detalle de la manera espléndida como ha gastado los recursos del gas este Gobierno, tan dadivoso con la plata que debería servir para aliviar la miseria que no cede.

Con esto del tercer período del pachamamismo y del pachacutismo, todo ha sido alegría, con jolgorio folclórico andino y discursos donde han aparecido figuras que para S.E. deben ser señeras en la historia universal, como Toro Sentado, Oso Blanco y el indio Gerónimo, muertos o prisioneros por los rubios cowboys gringos, para reforzar la xenofobia masista. Menos mal que no mencionó al imperialismo yanqui que por entonces estaba recién en ciernes. De todos modos S.E. no pudo con su carácter y en su discurso de posesión de sus nuevos ministros arremetió nuevamente contra EEUU, seguramente que derrumbado, por enésima vez, el complejo mecano que pieza por pieza, arma, con paciencia de amauta, el canciller Choquehuanca.

Pero a lo que íbamos es que toda esta farándula masista va a tener una prueba de fuego el 29 de marzo venidero, cuando se produzcan las elecciones mal llamadas “subnacionales” que son las departamentales y municipales. S.E. quiere ganar todas las gobernaciones y todas las principales alcaldías. Decirlo es una forma de animar a sus seguidores, que, realmente, con alguna que otra excepción, son malos candidatos. Candidatos pobres, desconocidos, que no tienen en su favor sino el apoyo de S.E. Sin ese apoyo estarían a la deriva. Por lo anterior no le vaticinamos muchos éxitos al MAS. Como está a la vista los poderes ejecutivo, legislativo, judicial y electoral están en manos del Gobierno, no así las gobernaciones ni municipios donde habrá resistencia. Esa es una buena base para que la oposición -o los opositores mejor dicho- demuestren valía y convenzan al pueblo de que el mito de la eficiencia e invencibilidad masista es sólo cuestión de mucho dinero y propaganda.

El enredo judicial va a ser otro de los problemas que deberá solucionar S.E. en esta tercera gestión que se inicia. Lo del referéndum judicial es a todas luces complicado y hasta puede resultar fatal. Nadie confiará en que mediante un referéndum popular se componga la justicia en Bolivia. Si el hecho de elegir magistrados fue desastroso por el voto directo, cómo será el de reformar las leyes por medio de la decisión popular. Cosa de ver. Así que los opositores de peso que se vayan preparando para esta revolución judicial que se viene porque habrá siempre algún ardid para liquidar a los adversarios políticos.

No somos optimistas en el inicio de esta tercera administración porque, fuera de las divisas por los hidrocarburos, muy poco se puede esperar ya que el país no ha diversificado su desarrollo y lo de la industrialización, lo de sembrar el gas, ha sido puro cuento. Tratar a estas alturas de pensar que el agro cruceño pueda sostener el gasto “saudita” del Gobierno es una quimera. Por lo menos, habrá que esperar que se haga conciencia de que la economía extractiva -plata, estaño, gas- no hará que los bolivianos seamos menos pobres.

Mucho folclore, mucho discurso novelero, mucho individuo disfrazado hemos visto en estos días de enero, pero nada nos invita a suponer que las cosas mejoren y que la mentalidad excluyente que se ha impuesto en la nación cambie.

TITULARES

 
Revistas

Usurpado el 7 de octubre de 1970, por defender
la libertad y la justicia.
Reinició sus ediciones el primero de septiembre de 1971.

EL DIARIO
Decano de la Prensa Nacional
Miembro de la Sociedad Interamericana de Prensa y la Asociación Nacional de Prensa.

Dirección:

Antonio Carrasco Guzmán
Presidente del Consejo de Administración

Jorge Carrasco Guzmán
Gerente General

Rodrigo Ticona Espinoza
Jefe de Redacción

"La prensa hace luz en las tinieblas
y todo cuanto existe de progreso en el mundo
se debe a su inagotable labor"...

JOSÉ CARRASCO


Publicidad
Portada de HOY

JPG (848 Kb)      |       PDF (523 Kb)



Caricatura


Sociales

CONDECORACIÓN "SOL NACIENTE, RAYOS DE ORO Y PLATA" PARA EL MÉDICO GUIDO VILLA-GÓMEZ

El embajador japonés Hidehiro Tsubaki, Guido Villa-Gómez, María Dora Cajías de Villa-Gómez y Nanami Tsubaki.