Publicidad

    



[Edgar Linares Mariscal]

TOCANDO FONDO

Fútbol inflacionado


 

Como en ningún año, el golondrineo de los pases de uno a otro equipo y la contratación de jugadores del exterior, acompañó a la dinámica del Dakar y a la presencia de los mejores grupos del Muchos aficionados se habrán desayunado con las ofertas de clubes a futbolistas que se encontraban prestando sus servicios en clubes del interior como del exterior, donde los sueldos se encuentran muy por encima de nuestra economía, alcanzando un promedio de varios de estos profesionales de alrededor de 25.000 dólares americanos mes, si no nos quedamos cortos, suma que no se recauda muchas veces ni en un partido cuando no se trata de clásicos, lo que en buenas cuentas tiene que haber una chequera extra recaudaciones para solventar la costosa planilla mensual de salarios de los clubes llamados grandes, que sería agravada con la absurda demolición en este momento del Estadio Hernando Siles, cuya reinauguración estaría prevista para dentro de unos buenos años y mientras tanto, dónde se disputarían los partidos? Bajo este panorama, el objetivo de los clubes inversores, son los Campeonatos Copa Libertadores de América y Copa América, certámenes con los que se pueden nivelar o tener algún superávit contra los gastos efectuados en el sostenimiento del equipo, ya que a mayor inversión existirá una mayor utilidad, aunque en el fútbol no hay lógica y los resultados pueden ser también adversos pese al frondoso gasto, y el primer ejemplo lo dio Oriente Petrolero con su histórica actuación del pasado viernes en Lima Perú, al clasificar a una siguiente instancia eliminatoria con nueve hombres frente a los once de Universitario. Hasta aquí bien hecha la inversión de Oriente. Un aspecto lógico que debe tomarse en cuenta, es que si no se convoca a campeonatos competitivos, el aficionado retaceará su concurso y tendremos estadios con escasa concurrencia y como consecuencia, la falta de dinero para cumplir con los contratos con los jugadores, asomando la paralización del campeonato advertida por FABOL permanentemente. Entonces tenemos que ser serios al firmar un contrato. Ofrecer lo que se puede y no poner en riesgo los bienes de la institución como la libertad corporal de su representante legal ante un proceso laboral ante la Justicia Ordinaria por Beneficios Sociales. Ojalá que las inversiones encuentren réditos en los campeonatos Libertadores y Copa América avanzando a las finales que cada año se nos niega, porque pagar sueldos fuera de nuestra realidad económica para un campeonato doméstico, de ninguna manera se justifica y sería el comienzo del colapso de las instituciones camino a la quiebra, más aún ahora que ya son catorce equipos en la competencia liguera. Lo penoso es que hasta ahora no nos damos cuenta que podríamos ahorrar muchos miles de dólares si los clubes dieran mayor atención a las divisiones inferiores, concretamente la División Reserva que ya debería oficializarse su propio campeonato paralelo a su primera, jugando en los preliminares con una reglamentación especial que sea atractiva para los aficionados. En fin, nos faltan muchas ideas y esperemos que el segundo campeonato que será de todos contra todos, tenga también como protagonistas a los jugadores de la reserva que buscan desde años su promoción a la primera división de su equipo y que serán los llamados a defender nuestros colores en las Eliminatorias Qatar 2022, porque los de la Selección Rusia 2018 ya se encontrarán en la Mutual.

Dr. Edgar Linares Mariscal, fundador y ex asesor legal de Fabol

 
Revistas
Publicidad
Portada de HOY

JPG (827 Kb)      |       PDF (403 Kb)



Cotizaciones
1 Dólar:6.96 Bs.
1 Euro:8.51 Bs.
1 UFV:2.24158 Bs.

Publicidad

Publicidad